Google Glass es capaz de identificar y dar datos de lugares y monumentos emblemáticos.

Google Glass, una nueva forma de mirar y compartir. 6 Ideas para el sector lujo

Posted on 6 junio, 2013 · Posted in Google+, Inicio

Imagen de las Google Glass extraida de la web oficial del dispositivo.

Cada vez están más cerca. Se prevé que las Google Glass, el dispositivo de realidad aumentada desarrollado por Google, llegue al mercado en 2014. De momento solo se han distribuido unas cuentas unidades entre algunos privilegiados, especialmente empresas de software vinculadas a Android que ya desarrollan aplicaciones para las gafas. Se baraja la cifra de unos 1.500 dólares como precio para el producto, así que no será un artículo al alcance de todos los bolsillos.

Realidad aumentada es el ‘término que se usa para definir una visión directa o indirecta de un entorno físico del mundo real, cuyos elementos se combinan con elementos virtuales para la creación de una realidad mixta en tiempo real’ (definición de Wikipedia). A partir de ahí es la imaginación de los desarrolladores la que pondrá el límite.

La API del dispositivo prohibe tanto aplicaciones de pago como anuncios, pero sí es cierto que esta innovadora herramienta ofrecerá muchas posibilidades para acciones de inbound marketing. Sin duda podrán aprovecharse muchas de sus funcionalidades para generar contenidos de interés para las marcas que puedan ser compartirlos en blogs y redes sociales.

Una aproximación a las Google Glass

Las gafas de Google son totalmente dependientes de Internet. Son ligeras y de muy fácil manejo, ya que obedecen con movimientos de cabeza, con la voz (en inglés) y con un control táctil que tienen en la parte derecha. De momento la única gran plataforma en la que se pueden compartir los contenidos es Google+, aunque todo indica que con el tiempo se irán sumando otras redes sociales.

Estas sofisticadas gafas permiten actualmente:

-Tomar fotos y grabar vídeos con una cámara incorporada.
-Comunicarse con otros ordenadores a través del Hangout de Google+, de manera que pueden transmitir en directo cualquier cosa que se esté viendo con ellas.
-Funciones de geolocalización. Nos dicen dónde estamos y nos pueden ayudar a llegar a donde deseamos ir a través de la superposición de animaciones virtuales.
-Suministrar de forma inmediata información útil de todo tipo, con datos que se superponen a la realidad. Gracias a una aplicación de reconocimiento ya desarrollada (la compañía asegura que no identificará las caras de las personas para no atentar contra su privacidad) nos dirán, por ejemplo, ante qué monumento estamos o qué obra de arte estamos mirando.
-Hacer llamadas y mandar mails escritos con nuestra propia voz gracias a su altavoz y micrófono incorporados. También podemos añadir texto a las fotos que tomemos, simplemente hablando.
-Traducir de otros idiomas cualquier expresión oral o escrita.
-Enviar todas las imágenes que tomemos con la cámara a Google+ o por correo electrónico.

Ideas de aplicación para el sector lujo

Teniendo en cuenta las posibilidades de desarrollo de software que ofrecen las gafas, éstas son algunas ideas para su aplicación al sector lujo:

1-Imaginemos que en el desfile de una colección de moda llevan puestas las gafas varios/as influencers. Podrían además de tomar imágenes, acceder con el dispositivo a información única sobre la los diseños mostrados y todo ello ser compartido en Social Media en tiempo real.

2-En las tiendas de moda, solo con mirar una prenda, el cliente podría acceder a información como talla, precio, peculiaridades en su elaboración (por ejemplo si el producto está hecho a mano, detalles de composición…). También podrán mostrarse animaciones virtuales de otras prendas y complementos de la firma para combinarla. Todo ello, desde luego, podría compartirse en las redes. Es más, podríamos probarnos la ropa y ante el espejo mostrar por Hangout a nuestros amigos en tiempo real cómo nos sienta para que nos ayuden a decidirnos. Los clientes extranjeros tendrían toda la información en su propio idioma.

3-Las grandes marcas de coches podrían usar las gafas para que formen parte de la experiencia de un cliente que acuda a probar un vehículo, dándole la posibilidad de grabar su vivencia al volante y compartirla.

4-En los grandes hoteles, las gafas podrían ayudar a los huéspedes a familiarizarse con el hotel, conocer las distintas estancias , saber en tiempo real si hay mesa disponible en el restaurante, en qué zona del parking hay plaza libre… Pero además servirán de guía a los viajeros para conocer mejor la ciudad donde se encuentran, obtener información sobre los lugares de interés donde están o saber la ubicación de los establecimientos más exclusivos…

5-Las galerías de arte contemporáneo y los diseñadores de objetos de decoración  podrían mostrar no solo información de obras a la venta en las gafas, sino también por Hangout, alguna fase de su elaboración para mostrar la dificultad que encierra o simplemente enseñar el proceso creativo del artista.

6-En los restaurantes los clientes podrían ver la carta a través de las gafas, pero no solo eso. También ver imágenes virtuales de los platos, saber los ingredientes que llevan, e incluso, si lo desean, recibir una receta de preparación. ¿Y por qué no? Asistir en directo por Hangout a cómo el chef prepara el plato en la cocina mientras lleva las Glass.

¿Qué otras posibilidades crees que pueden ofrecer las gafas para el sector lujo?